Han leído nuestras coberturas:

lunes, 18 de marzo de 2013

ANNEKE VAN GIERSBERGEN en El Teatro Flores, 15 de marzo de 2013


Aproximadamente a las 19:45 hicimos nuestra entrada al Teatro Flores, sin inconveniente alguno, justo cuando la única agrupación invitada de la noche, Moonlight Asylum, iniciaba su accionar. Este joven cuarteto electro/industrial es una de las propuestas que mejor vienen perfilándose dentro del under nacional, con varias presentaciones acumuladas junto a otras tantas figuras extranjeras de renombre. Mucho poder bailable es lo que ellos arrojan desde el tablado, amparados en las dobles vocalizaciones del dueto Filia Tenebris / Brian Swan. Una seguidilla de piezas de alto contenido energético dejaron como saldo cálidos aplausos de los que habíamos llegado temprano al antro. Una vez más, los pulgares suben al momento de hablar de Moonlight Asylum. Se retiraron tras aproximadamente media hora de actuación.

Un par de minutos antes de las 21 hs., y ante unas cuatrocientas almas, la nacida en Sint Michielgestel hace exactamente cuarenta años atrás, ANNEKE VAN GIERSBERGEN, hacía su ingreso al escenario del Teatro. Acompañada para la ocasión por una banda integrada por cinco músicos: Gijs Coolen, Ferry Duijsens (guitarristas), Annelies Kuijters (tecladista), Joost van Haaren (bajista) y Rob Snijders (baterista); tres de ellos (uno de los violeros, el bajista y la tecladista) los cuales lucían muy jóvenes.

Sabido por todos es que ANNEKE es una artista sumamente talentosa, no solamente como cantante sino también como compositora. Además, su natural simpatía es también un detalle que nunca pasa desapercibido, sobre todo cuando tenemos la oportunidad de verla en directo, como esta noche.

ANNEKE supo hacerse su bien ganada fama al frente de The Gathering, hasta que dividieran aguas en el año 2007. Posteriormente, armó su proyecto Agua De Annique, como así también colaboró con numerosos artistas de diferentes tendencias. Hasta en el Grindcore incursionó, si recordamos los temas grabados junto a Napalm Death!

Ahora era el turno de recibirla para el inicio de este tour sudamericano, simplemente bajo su nombre, en plan solista. La principal excusa era la presentación de su álbum firmado bajo su nombre, "Everything Is Changing". Una placa intimista, conformada por un grupo de hermosas canciones. Algunas, no tan alejadas del sonido Gathering...

La apertura del espectáculo vino de la mano del primer corte del álbum, "Feel Alive". Apropiado para encender a la gente de entrada nomás. El segundo y tercer tema también pertenecerían a este tan interesante disco solista: "My Boy" y "Take Me Home". Y fueron suficientes para que asistiéramos a una comunión fervorosa entre la artista y sus admiradores en la noche de Flores.

Luego de esta tripleta inicial, vendrían dos versiones de su banda Agua De Annique: "Beautiful One" y "Fury". Luego, dos más de "Everything...": "You Want To Be Free" y "Circles". Y hasta ese momento, asistíamos a un correcto recital, con una banda que sonaba ajustada, alternativa y moderna; y a una destacadísima cantante, tal cual la nacida en Sint Michielgestel es.

A partir de aquí comenzaría un quiebre en la velada. De "interesante" el concierto pasó a rotularse como "verdaderamente atractivo". Los motivos: la seguidilla compuesta por "Here Comes The Rain Again" (grandiosa versión del clásico ochentoso de Eurithmics), "Saturnine" (de su vieja banda The Gathering), la preciosa "Stay" (una de las mejores de la noche!) y la muy sentida "1000 Miles Away From You". Afloraron las primeras lágrimas y los mayores éxtasis del recital. Y allí, pegaditas, las dos mejores: el gran clásico de Gathering "Strange Machines" -ejecutada casi igual que el original- y "Hope, Pray, Dance, Play", un hitazo de su reciente placa. Espectacular, realmente. la voz de ANNEKE dibujando todo tipo de arabescos imaginarios, encantando a todos con su luminosidad y simpatía. El cover de Devin Townsend, "Hyperdrive", marcaría el final de la primera parte del evento.

La banda se marchó entonces de las tablas, para dejar solitariamente a ANNEKE con su guitarra, para de este modo dar comienzo a un pequeño set acústico, el cual incluyó un extracto del clásico de Neil Young "Rockin' In The Free World", una versión de "My Electricity" sumamente festejada, "Hey Okay!" de Agua De Annique, y "Locked Away", otra de The Gathering. Todo matizado con un permanente diálogo de ANNEKE con su público, un notable feedback potenciado por la notoria amabilidad y buenos modos de la holandesa. Antes de "Locked Away", ya ANNEKE anunció el final del espectáculo, al decir que luego de esta penúltima canción la banda retornaría para entregar una composición bien rockera, y que tras la misma todos pudiéramos irnos a casa. Dicho cierre sería a través de "Witnesses", una poderosa versión -la más de la noche- de Agua De Annique. Tras ochenta minutos de actuación (que a todos nos parecieron escasos) sobrevendría el saludo final, emociones arriba y abajo del tablado, agradecimientos de todos los músicos y cierre.

Conclusión: una muy bonita experiencia la que vivimos en El Teatro, pudiendo gozar de una vocalista excepcional y de una agrupación sumamente profesional y ajustada. Detalle no menor, tomando en cuenta, como dijimos al principio, la joven edad de los músicos. Simple pero adecuado juego de luces, y un muy buen sonido para enmarcar esta fresca noche otoñal junto a una de las más carismáticas voces europeas. La gente, muy agradecida y feliz, aunque sin histerias innecesarias. Bien por ellos.

ANNEKE VAN GIERSBERGEN en Buenos Aires: lo bueno, si breve, dos veces bueno.

Gracias a Carla Piñeiro, y a todos los responsables de la productora 4G.

Comentó: Javier Parente.
Fotografía: Merlinaamf Fotografía, para OXIDO.-  

4 comentarios:

  1. che, la verdad acertada la critica del show. Pero me parece que Anneke esta dando manotazos de ahogado con su propuesta. El show fue bueno, pero me dejo con ganas de mas. Quizas no te digo 5 temas de the Gathering pero un puñado mas de canciones hubieran sido la medida justa para el show.
    Me fui con la sensacion/afirmacion de no volver a verla en su etapa solista, con unas ganas de que se vuelva a juntar the Gathering enormes.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola, gracias por comentar! Y gracias por tus palabras acerca de la crítica. Lo que notamos como realmente poco probable es que alguna vez vuelva a juntarse con The Gathering... Más allá de gustos personales por las composiciones, nos dió la plena sensación de estar muy cómoda en esta etapa actual...

      Un gran saludo!

      Eliminar
  2. esta en una nueva etapa,no solo musical,lo personal es muy fuerte,esta su esposo..su bb..etc creo que ella canta algunas de su ex banda, para la gente especialmente, a pesar que ella es parte de la creación de la canción que sea;en un lugar con menos capacidad o en donde sea,verla y escucharla es un lujo.

    excelente reseña!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchísimas gracias, Mickel!

      Concordamos con tus apreciaciones; es más: nos da la sensación de que solamente canta ese par de canciones de su ex banda, para y por la gente. Si fuera por ella, creemos que no las tocarían...

      Saludos!!!

      Eliminar